El alcalde subraya el papel clave de Francia para reimpulsar la integración europea

Santa Cruz de Tenerife se unió hoy a la celebración por el Día Nacional de Francia, con un acto institucional en el Salón de Plenos en el que el alcalde, José Manuel Bermúdez, subrayó el papel que debe jugar Francia como tractor de la integración europea, “en unos momentos que se ciernen nubarrones sobre aspectos determinantes de nuestra identidad como miembros de una comunidad diversa, solidaria, justa y tolerante”.
El alcalde cerró con su intervención un acto que contó con la participación del presidente  de la Alianza Francesa, Tomás Afonso; del cónsul de Francia en Santa Cruz de Tenerife, Francisco de Esteban García, y del arquitecto Carlos Pallés, quien pronunció una conferencia titulada “Un palacio francés para Santa Cruz”.
La celebración reunió en el Consistorio a numeroso público, representante de la comunidad francesa en la ciudad y de organizaciones cívicas de promoción de la lengua y cultura francófona.
Bermúdez recordó que Santa Cruz “siempre miró más allá de del mar que baña sus costas” y que “permeable a gentes e ideas llegadas de otras latitudes, simpatizó y empatizó especialmente con los franceses y con todo lo francés”.
A este respecto, explicó que simpatizó porque “estableció una relación afectiva inmediata con quienes llegaron y se establecieron con nosotros, en muchos casos dando inicio a estirpes que son hoy centenarias y de las que dan fe los numerosos apellidos franceses de nuestro padrón”.
“Y empatizó  –prosiguió– porque aquel país fue siempre una referencia y un anhelo no solo de refinamiento y estilo, sino sobre todo de defensa de unos valores asentados en la defensa del humanismo y de la razón”.
El alcalde, quien insistió en que Santa Cruz siempre ha mirado a Francia,  dijo que “hoy más que nunca, necesitamos el aliento y el empuje de naciones como la francesa, que reivindiquen la vigencia de aquel proyecto de convivencia que nació al socaire de personajes como su paisano Jean Monnet, impulsor del Plan Schuman, que a la postre sería el germen de la Unión Europea”.
“Europa necesita a Francia –y Francia necesita a Europa– para recuperar el principio sobre el que se ha ido construyendo desde hace unas décadas el espacio de prosperidad y democracia más importante del mundo: la integración”, señaló en otro momento de su intervención.
Bermúdez, tras felicitar a la comunidad francesa establecida en el municipio, indicó que “los desafíos actuales –ya sean políticos, económicos o de seguridad– se habrán de resolver por la vía de la integración. Cuanto más riesgo haya para Europa, más Europa se necesitará.
En este sentido, se mostró convencido de que “los principios que históricamente ha abanderado Francia serán los que nos permitan al resto de comunidades europeas seguir formando parte de una estructura en la que nos resulta fácil reconocernos; en un lugar donde los derechos humanos son sagrados; en un lugar donde se practica una convivencia libre y pacífica, y un lugar donde se trabaja para el progreso económico y social de la gente”.
El acto se cerró con la interpretación de ‘La Marsellesa’, a cargo de la Banda Sinfónica de Tenerife.



Fuente: Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife

Escribe una respuesta